miércoles, 8 de diciembre de 2010

MIRAR PERO NO VER. …LOS SIMBOLOS EN MASONERIA

¿Y si a alguno de los símbolos que se tomaron en préstamo, se los hubiera intencionadamente alterado para que los nuevos masones, ajenos al oficio, no pudieran saber cual era su verdadera función, uno de los  “secretos del arte”?
……………………………………………………………….
Este es un trabajo que se complementa con el último publicado en esta Imprenta de Benjamín.
Su autor: el H. Victor Guerra, presidente del Círculo de Estudios del Rito Francés, Roettiers de Montaleau.

“……..que lo único que sé es que a veces nos han disfrazado tanto  la masonería que ahora tenemos todo un reto por desvelarla de tantos velos como le han colocado; en ello estamos”.

MIRAR PERO NO VER. …LOS SIMBOLOS EN MASONERIA

Lo cierto es que mucho masones se sienten herederos directos de los llamados “masones operativos” a pesar de la que historiografía masónica , nos está indicando que no somos sus herederos, ni han sido ni nuestros padres o abuelos, sino más bien primos a los cuales les hemos “hurtado” buena parte de su idiosincrasia y sus herramientas.
Planteada esta premisa, de que los especulativos” del momento tomaron del gremio de la cantería  y albañilería  lo que les apeteció, o lo que les vino bien en ese momento para el desarrollo de sus trabajos, nosotros dando un salto cualitativo hemos ido asumiendo todas las herramientas que se nos ha ido añadiendo con el paso de los lustros, sin dudar un minuto acerca de su realidad o utilidad en el gremio, ignorando que algunas de las herramientas han sido añadidas muy a posteriori en función de poder explicar algunas de las parábolas masónicas, por ejemplo la llana o trulla..

Para deshacer algunos de estos entuertos no habría que ir  más allá de contemplar detenidamente  por un lado los tapices o cuadros de logia más antiguos donde en general aparecen muy escasas herramientas, como mucho el martillo o mallete  y los cortafríos o buriles.. y poco más… 
Andando el tiempo veremos que se van acoplando otras herramientas, la prueba del tres la tenemos también acudiendo a la historia de la construcción, en ella   veremos que  los usos y épocas en que se usaban y para que se usaban determinadas herramientas que   no estaban dentro del gremio de  la cantería y la albañilería , puesto que se acoplaron más tarde…, y hay otras que son en cantería muy importantes y que no se les ha dado mucha importancia como las cuñas, u otras ajenas en parte a la cantería como el símbolo de la llave, que ha desaparecido.

Los antiguos mandiles también son una rica expresión de cómo se fueron añadiendo las
diversas herramientas y símbolos,  en general vinculados a las orientaciones filosóficas de quienes predicaron su asunción  a categoría de símbolo masónico, y no solo como nos han ido llegando,  sino como en parte,  han ido desapareciendo con la uniformidad  de los mandiles y usos.
Uno de estos elementos que está en logia y que es sumamente importante por su utilidad y desarrollo, y que pasamos sobre él y le hemos dado  todo tipo de orientaciones filosóficas, a veces de lo más peregrino, aumentando además con ello su grado de adorno: es la CUERDA, lo que se llama la Cuerda de Nudos, el Lazo de Nudos del Amor… etc.  Hasta  se le ha dado todo una simbología a los remates, esas borlas finales.

No es que esté en contra de todas estas asimilaciones que son buenas para explicar nuestro trabajo y desarrollo, pero debemos también no perder de vista su sentido original, no vaya a ser que estemos peregrinando por la bóveda celeste  filosofal e ignoremos el sentido más simple y lógico.

La cuerda de nudos  y el Cordel, es uno de los elementos más importantes de la logia, su utilidad en el arte de la cantería y la construcción es esencial, tanto es así  que sin ella poco podríamos hacer, puesto que las simples herramientas del mallete y los cinceles pues no da para construir muros, y aún así todos estos necesitan  del “cordel” y ya no hablemos de la necesidad a la  hora de los replanteos,   y de llevar lo micro a  lo macro….
Guenón habló de  este útil subiéndolo a la escala cósmica de la construcción y que además puso en relación al zodiaco a la constelación planetaria.
La cuerda de nudos es esencial en el trazado de las plantas, que generalmente se hacía mediante este tipo de cuerdas que podían tener diversas longitudes siendo lo más normal que tuvieran entre 10 y 12 metros y dividiéndose esta en 12 partes iguales.

Un ejemplo de la versatilidad de tal herramienta subida a la tipología del adorno, está en el posible replanteo del edificio:  tomamos una cuerda lo suficientemente larga  -entre diez y doce metros- y,  en ella insertamos once nudos, de tal forma que la dividimos  en doce partes iguales: 
Clavamos  una estaca  que será el ángulo x (Noroeste por ejemplo)  del edificio  y  a ella se atan los dos extremos de la cuerda, quedando así conformado el nudo Num. 12, el cual debe ser considerado, a la vez, como el primero y el último de la serie de nudos que compone la cuerda.
Tomamos la cuerda por el nudo 5 y la extendemos  en dirección Noroeste-Sureste para determinar la ubicación de la segunda estaca,  la cual pues clavaremos el nudo enlazado,  el 5.

 
Tomamos  a su vez  la cuerda por el nudo 8 y la tensamos  cuanto resulte posible hacia la izquierda, o sea en dirección Noreste, quedando así determinada la ubicación de la tercera estaca: 

Como podemos apreciar lo que hemos logrado es un perfecto triángulo rectángulo cuyos lados están en proporción 3, 4, 5, o sea tenemos un  "triángulo pitagórico", y esto sin necesidad de efectuar ningún cálculo ni medición: Alcanza con que los once nudos de la cuerda estén dispuestos a distancias iguales para obtener el resultado deseado. Y así podríamos seguir hasta conseguir el cuadrado.
Esta es una de las múltiples aplicaciones de una herramienta que si viene explicamos como que es lo que hace el mallete y el cincel, a veces se nos escapa el sentido de esa bonita cuerda que rodea nuestras logias.

Por eso expongo en  el título de la plancha MIRAR no equivale a VER

Para concluir, traigo hasta este escrito lo que planteaba un Hermano de porqué este útil tan importante sufrió dicha alteración hasta perder su esencialidad. El Hermano comentaba que  los “Especulativos” estaban empeñados en buscar rituales y el sentido de las herramientas,
Uno de los personajes de la trama, Sir Chistopher Wren decía que “el cordón”debe simbolizar la “unión entre todos los masones y no dar así ninguna pista de para que lo utilizamos nosotros…..
Tened en cuenta que la masonería de Desaguliers no debe  ser capaz de construir más que muros, aunque simbólicos. Nada de arcos, bóvedas o cúpulas. Por tanto ni cuerdas con las que trazamos los arcos. “
 En cuanto al “pole” (vara) con el que nuestros antepasados marcaban las longitudes, anchuras y alturas,[en si mismo era una unidad que tenía unas cuatro yardas] podemos enmascararlo como el Bastón  del Maestro de Ceremonias….. Podemos recortarlo para hacerlo más manejable.. las herramientas iban encajando en una disposición que aunque las mantenía en la decoración de la logia, ocultaba su utilización, al menos para aquellos que nunca habían ejercido el oficio..
……

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada